Skip to main content
search
MEDITACION

La meditación para el MANEJO DEL ESTRES

By julio 23rd, 2022No Comments12 min read
Los beneficios de la meditación para el manejo del estrés

Los beneficios de la meditación para el manejo del estrés

La meditación tiene muchos beneficios, que incluyen reducir el estrés, mejorar la función inmunológica y retrasar el envejecimiento mental.

Esta antigua práctica se ha convertido en una de las formas más populares de aliviar el estrés entre personas de todos los ámbitos de la vida.

La meditación puede tomar muchas formas y puede combinarse con muchas prácticas espirituales. También se puede utilizar de varias maneras importantes.

  • Puede ser parte de su rutina diaria y ayudarlo a desarrollar resiliencia al estrés.
  • Puede ser una técnica para centrarte cuando te desanimes por el estrés emocional. ​
  • Puede ser un calmante para el estrés de solución rápida para ayudarlo a revertir la respuesta de estrés de su cuerpo y relajarse físicamente.

Su estrés físico y emocional puede desaparecer si aprende a calmar su cuerpo y su mente.

Esto te deja sintiéndote mejor, renovado y listo para enfrentar los desafíos de tu día con una actitud saludable. Con la práctica regular durante semanas o meses, puede experimentar beneficios aún mayores.

Los beneficios de la meditación para el manejo del estrés

Los beneficios de la meditación para el manejo del estrés

¿Qué es la meditación?

La meditación es una práctica que incorpora diferentes técnicas que ayudan a las personas a centrar su atención y lograr un mayor estado de conciencia.

Puede provocar cambios en la conciencia y se ha demostrado que tiene una serie de beneficios para la salud.

La meditación implica sentarse en una posición relajada y despejar la mente, o enfocar la mente en un pensamiento y despejarla de todos los demás.

Puedes concentrarte en un sonido, como «Ooommm», o en tu respiración, contando, un mantra o nada en absoluto.

Un hilo común entre las muchas técnicas de meditación es que la mente deja de seguir cada nuevo pensamiento que sale a la superficie.

Por lo general, es necesario tener al menos de cinco a 20 minutos libres de distracciones para pasar, aunque las sesiones de meditación realmente pueden ser de cualquier duración.

Las sesiones de meditación más largas tienden a brindar mayores beneficios, pero generalmente es mejor comenzar lentamente para que pueda mantener la práctica a largo plazo.

Muchas personas descubren que si intentan meditar durante demasiado tiempo en cada sesión o crean una práctica «perfecta«, puede volverse intimidante o desalentador, y les resulta más difícil mantenerlo como un hábito diario.

Es mucho mejor crear el hábito y convertirlo en una versión más completa de ese hábito.

Es útil tener silencio y privacidad, pero los meditadores más experimentados pueden practicar la meditación en cualquier lugar.

Muchos practicantes de la meditación le atribuyen un componente espiritual, pero también puede ser un ejercicio secular. Realmente, no hay una manera incorrecta de meditar.

Los beneficios de la meditación

Los beneficios de la meditación

Meditación y Estrés

Uno de los principales beneficios de la meditación es su capacidad para reducir el estrés. La respuesta de estrés del cuerpo hace que el cuerpo reaccione automáticamente de manera que lo prepare para luchar o huir .

En algunos casos de peligro extremo, esta respuesta física es útil.

Sin embargo, un estado prolongado de tal agitación puede causar daños físicos en todas las partes del cuerpo.

  LIBERATE DEL ESTRÉS COTIDIANO, Eliana Frezza

La meditación afecta al cuerpo exactamente de forma opuesta al estrés: activa la respuesta de relajación del cuerpo.

Restaura el cuerpo a un estado de calma, ayudando al cuerpo a repararse a sí mismo y previniendo nuevos daños por los efectos físicos del estrés.

Una forma en que la meditación puede beneficiar su mente y cuerpo al calmar los pensamientos inducidos por el estrés que mantienen activada la respuesta de estrés de su cuerpo.

La meditación para el manejo del estrés

La meditación para el manejo del estrés

El papel de la relajación

Obviamente, también hay un elemento de relajación física más directa involucrado en la meditación, por lo que esta doble dosis de relajación puede ser realmente útil para eliminar el estrés.

Una mayor ganancia que puede traer la meditación es la resiliencia a largo plazo que puede venir con la práctica regular.

Las investigaciones han demostrado que aquellos que practican la meditación con regularidad comienzan a experimentar cambios en su respuesta al estrés que les permiten recuperarse de situaciones estresantes más fácilmente y experimentar menos estrés de los desafíos que enfrentan en su vida cotidiana.

Se cree que algo de esto es el resultado del aumento en el estado de ánimo positivo que puede provenir de la meditación; La investigación muestra que aquellos que experimentan estados de ánimo positivos con más frecuencia son más resistentes al estrés.

La práctica de aprender a reenfocar tus pensamientos también puede ayudarte a redirigirte cuando caes en patrones de pensamiento negativos, lo que en sí mismo puede ayudar a aliviar el estrés.

La meditación ofrece varias soluciones en una sola actividad.

Beneficios para la salud de la meditación

Los beneficios de la meditación son excelentes porque, entre otras cosas, puede revertir su respuesta al estrés, protegiéndolo así de los efectos del estrés crónico.

Al practicar la meditación:

  • Usas el oxígeno de manera más eficiente.
  • Sus glándulas suprarrenales producen menos cortisol .
  • Su presión arterial se normaliza.
  • Su ritmo cardíaco y su respiración se ralentizan.
  • Su función inmunológica mejora.
  • Tu mente envejece a un ritmo más lento.
  • Tu mente se aclara y tu creatividad aumenta.
  • Sudas menos.

A las personas que meditan con regularidad les resulta más fácil abandonar hábitos perjudiciales para la vida, como fumar, beber y las drogas. También les resulta más fácil evitar que la rumiación arruine su día.

Ayuda a muchas personas a conectarse con un lugar de fuerza interior. Numerosos estudios han encontrado que, en diversas poblaciones, la meditación puede minimizar el estrés y desarrollar la resiliencia.

Los beneficios de la meditación para el estrés

Los beneficios de la meditación para el estrés

Los pros y los contras de la meditación

Hay muchos beneficios de la meditación, tanto mental como físicamente:

A las personas con limitaciones físicas les puede resultar más fácil practicar que el ejercicio físico extenuante para aliviar el estrés.

Además, no se requiere equipo especial.

A diferencia de contar con la ayuda de un profesional, la meditación es gratuita.

A diferencia de algunos medicamentos y terapias a base de hierbas, la meditación tiene pocos efectos secundarios potenciales.

La meditación siempre está disponible y se puede hacer en cualquier lugar y en cualquier momento.

Es increíblemente eficaz en la reducción del estrés a corto plazo y la salud a largo plazo.

Los beneficios de la meditación se pueden sentir en una sola sesión.

Si bien la meditación es una gran herramienta para muchas personas, hay algunas cosas que debe tener en cuenta antes de comenzar la práctica:

Se necesita disciplina y compromiso para hacer de la meditación un hábito regular.

A algunas personas les resulta más difícil mantener un hábito que los métodos que solicitan la ayuda de alguien o algo externo a ellos para una motivación adicional.

Si eres una de estas personas, encontrar un grupo de meditación puede ser la solución perfecta.

  Virginia Garcia, experta en lectura e interpretación del Tarot

Algunas personas pueden encontrar más difícil liberar sus mentes de los pensamientos del día.

Esto puede hacer que sea más difícil que los métodos que implican centrarse en estos eventos, como llevar un diario , o métodos que distraen, como el ejercicio físico o el uso del humor.

Algunas personas pueden tener condiciones de salud mental o física que no les permitan meditar cómodamente mientras están sentados.

En su lugar, prueba una meditación en movimiento como correr o hacer yoga.

Algunos estudios sugieren que la meditación puede ser dañina para aquellos que han experimentado un trauma u otras condiciones de salud mental graves.

En tales casos, otras prácticas mente-cuerpo, como la terapia basada en el cuerpo somático, pueden ser una buena alternativa.

Un maestro experimentado puede ser útil, pero no es absolutamente necesario.

En última instancia, si puede concentrarse en su respiración, en el momento presente o en cualquier cosa por un tiempo, ahora puede meditar.

Sin embargo, a menudo requiere algo de práctica, y algunas personas encuentran difícil «captarlo» al principio.

La meditación también requiere un poco de paciencia y puede ser difícil para las personas con poco tiempo libre (como algunas madres que se quedan en casa y tienen muy poca privacidad con los niños pequeños).

Sin embargo, el tiempo y el esfuerzo necesarios para aprender y practicar valen la pena en términos de los beneficios que brinda.

La meditación para el del estrés

La meditación para el del estrés

Consideraciones

Tenga en cuenta estas cuatro cosas cuando comience su práctica de mediación.

La consistencia es clave

La práctica constante es más importante que la práctica prolongada. Esto significa que es mejor meditar durante cinco minutos, seis veces por semana, que durante 30 minutos una vez por semana.

El primero puede calmar la respuesta de estrés de su cuerpo varias veces en una semana, mientras que el segundo puede calmar su cuerpo en un estado más profundo de relajación, pero solo revertirá su respuesta de estrés una vez.

Además, es más probable que siga con una práctica regular de meditación si puede comenzar con sesiones diarias cortas que si siente que necesita encontrar tiempo para sesiones más largas para poder practicar. Es más probable que esta presión autoimpuesta te lleve a no encontrar tiempo para ello y luego a perder la motivación para intentarlo.

Las investigaciones sugieren que la cantidad de tiempo que lleva convertir un comportamiento en un hábito puede variar desde tan solo 18 días hasta 254 días.

Practicar no significa perfecto

La práctica regular importa más que la práctica «perfecta». Esto significa que, en lugar de preocuparte demasiado por la posición en la que debes sentarte, qué técnica probar cuando te sientes, cuánto tiempo permanecer sentado o a qué hora del día, simplemente debes sentarte y meditar.

El resto encajará en su lugar si recién comienza, pero si siente la necesidad de resolver estos detalles antes de que pueda comenzar, es posible que le resulte más difícil comenzar. Realmente no hay una forma «incorrecta» de meditar de todos modos; cualquier meditación es mejor que ninguna.

Está bien que tu mente divague

Si notas que tu mente divaga, eso es bueno. La meditación puede ser un desafío para algunas personas, particularmente para los perfeccionistas. A veces caemos en la trampa de querer hacerlo «bien» y nos frustramos con nosotros mismos cuando nuestra mente se distrae. Lo que debe recordar es que si nota que esto sucede, eso es algo bueno: lo notó.

Notar y redirigir tus pensamientos de regreso al enfoque de tu meditación (tu respiración, el momento presente o lo que sea que elijas como tu enfoque) es el verdadero punto de la meditación. Es virtualmente imposible evitar que tu mente divague de todos modos.

  TALLER ONLINE: TAROT EVOLUTIVO Y LAS 7 CLAVES PARA TRANSFORMAR TU VIDA Y MANIFESTAR LO QUE QUIERAS

Empezando

Hay muchas formas de meditación que aportan estos fantásticos beneficios. Dos tipos principales de meditación incluyen la meditación de concentración (donde la atención se enfoca en un punto específico) y la meditación de atención plena (que se enfoca en crear conciencia y aceptación del momento presente).

Algunos pueden sentirse más cómodos para practicar que otros, por lo que es una gran idea probar una muestra de ellos y repetir las técnicas que parecen encajar mejor para usted. Si practicas la meditación mientras no estás en medio de una situación estresante, te resultará más fácil usarla como una técnica calmante cuando la necesites.

Comience en un momento relajado

Incluso si planeas usarlo solo cuando lo necesites y no como un ejercicio diario, es una buena idea practicar la meditación cuando no te sientas particularmente estresado primero, en lugar de intentarlo por primera vez cuando te sientas abrumado. a menos, por supuesto, que no puedas encontrar un momento en el que no te sientas así.

Lo más importante que debe recordar es practicar la meditación durante unos minutos al día y tratar de sentarse durante al menos cinco minutos en cada sesión.

Concéntrate en tu respiración

Si no sabe por dónde empezar, simplemente concéntrese en escuchar su respiración durante cinco minutos. Para ello, relaja tu cuerpo, siéntate cómodamente y observa tu respiración. Si te encuentras pensando en otras cosas, simplemente vuelve a dirigir tu atención a tu respiración.

Otra estrategia simple es contar tus respiraciones. Cuando inhale, cuente «uno» en su cabeza y luego cuente «dos» mientras exhala. Continúe mientras respira y comience de nuevo en «uno» si nota que se ha distraído con otros pensamientos.

Algunas personas encontrarán que contar es más fácil de practicar que la simple meditación de respiración, y otras lo encontrarán más desafiante. Recuerda, tus mejores técnicas de meditación son las que resuenan contigo.

Usa la meditación guiada

La meditación guiada es una práctica que implica ser dirigido a través del proceso por otra persona. Esta guía a menudo ayuda a las personas a concentrarse en imágenes mentales, describe ejercicios de respiración, utiliza mantras y guía el proceso utilizando otras técnicas.

Hay muchos tipos diferentes de meditaciones guiadas disponibles, incluidos podcasts, sitios web, aplicaciones, videos en línea y servicios de transmisión en línea.

Los estudios de yoga también pueden ofrecer meditaciones guiadas como clases grupales.

Los beneficios de la meditación para el manejo del estrés hoy

Los beneficios de la meditación para el manejo del estrés hoy

PREGUNTAS FRECUENTES

¿Cuándo debo meditar?

La meditación se puede hacer en cualquier momento del día, pero a menudo es más fácil encontrar el momento por la mañana o por la noche.

Si eres nuevo en la meditación, puede ser útil reservar un tiempo específico cada día para tu práctica. Una vez que haya establecido una práctica regular, puede encontrar que puede meditar en cualquier lugar, en cualquier momento.

¿Puede la meditación ayudarme a dormir?

Sí, la meditación puede ser muy útil para dormir bien por la noche. Si tiene problemas para conciliar el sueño o si se despierta durante la noche y no puede volver a dormirse, intente meditar durante 20 minutos antes de acostarse.

Es posible que descubra que su mente está tranquila y clara, y que puede conciliar el sueño más fácilmente.

¿Se puede meditar acostado?

Sí, puedes meditar acostado. Lo que importa más que la postura de meditación es si puedes mantener esa postura cómodamente durante un período de tiempo.

Acostarse es una opción, pero también puedes intentar sentarte en una silla si te resulta más cómodo.

¿Por cuánto tiempo debes meditar?

No existe una regla estricta sobre cuánto tiempo debes meditar.

Si recién está comenzando, es posible que desee comenzar con 5-10 minutos por día. Una vez que haya establecido una práctica regular, puede aumentar el tiempo a 20 minutos o más por día.

Close Menu