RSS NOTICIAS DE DIFERENTES PORTALES

¿Qué es la epilepsia y qué síntomas tiene?

Publicado por 4 abril, 2019
Qué es la epilepsia y qué síntomas tiene - ¿Qué es la epilepsia y qué síntomas tiene?

Radiografía del cerebro.
Archivo

La epilepsia es un trastorno neurológico que afecta en España a alrededor de 704.500 personas (según un estudio publicado por la Sociedad Española de Neurología en 2018), con una incidencia de 18 casos por cada 1.000 habitantes, y se caracteriza por la aparición de “ataques” en los que la persona sufre convulsiones no provocadas en todo o parte de su cuerpo y que pueden estar o no asociados a pérdida de la consciencia. La epilepsia, además, puede darse en muy diversos grados y formas, así como por distintas causas.

Si bien se conoce desde la antigüedad, no se pudo aprender en profundidad sobre ella hasta prácticamente el siglo XX, lo que llevó a que durante milenios se considerase sobrenatural y, según la cultura, se creyese que aquellos que la padecían estaban poseídos o estaban siendo castigados por los dioses.

Los avances en la investigación permitieron sin embargo que en 1873 el neurólogo John Hungling Jackson estableciese la definición que aún hoy se utiliza, y poco después se comenzasen a comercializar los primeros fármacos para tratar el problema. Desde entonces, en la mayoría de casos se trata de una enfermedad con un tratamiento fácil y asequible que no suele afectar gravemente la vida del que la sufre.

¿Qué es exactamente?

Para que se establezca un diagnóstico de epilepsia, es necesario que el paciente haya sufrido al menos dos ataques, ya que un episodio aislado puede darse en cualquier persona por diferentes causas. Estos ataques, cuyo principal síntoma es la presencia de convulsiones, son el resultado de descargas eléctricas anormales y excesivas en grupos de células cerebrales.

La gravedad de estos ataques varía desde breves momentos de “ausencia”, en los que el paciente que los sufre interrumpe súbitamente su actividad y la retoma a los pocos segundos sin ser siquiera consciente del ataque, a graves y prolongadas convulsiones corporales que pueden llevar a la persona a sufrir golpes y caídas, perder el conocimiento,  y morderse con fuerza la lengua o los labios (aunque no “tragársela”, un mito frecuente) causándose lesiones.

¿Cuáles son sus causas?

En la mayoría de los casos, la epilepsia es idiopática, lo que significa que no tiene causa identificable, y se cree que está ligada a complejos factores genéticos.

Alrededor de un 40% de los casos, en cambio, si tienen una causa delimitable, y pueden venir provocadas por traumatismos craneales, daños prenatales o perinatales, infecciones cerebrales y sus secuelas, accidentes cerebrovasculares o tumores cerebrales.

Al no tratarse de una enfermedad infecciosa (aunque pueda surgir a consecuencia de una) la epilepsia no es contagiosa.

Tratamiento y pronóstico

En la mayoría de casos, un tratamiento con medicación anticonvulsiva diaria ha demostrado ser eficaz para evitar los ataques y permitir al paciente una vida normal, e incluso en muchos pacientes se ha podido retirar la medicación al cabo de un tiempo sin que vuelvan a aparecer los ataques. Esta medicación es económica y ampliamente disponible en los países desarrollados.

Igualmente, se ha demostrado que los medicamentos de la familia de las benzodiacepinas, utilizados en el tratamiento de trastornos de ansiedad, depresivos, insomnio, síndromes de abstinencia y numerosos cuadros más, son eficaces contra la epilepsia.

En casos más complejos, como las epilepsias resistentes a tratamiento o aquellas que vienen provocadas por traumatismos o tumores, a veces es necesario practicar distintos tipos de cirugía cerebral, aunque no es el caso habitual.

Impacto social

Si bien en las sociedades occidentales el estigma que rodeaba a la enfermedad está superado en gran medida y la enfermedad está notablemente normalizada, algo que en gran parte ha sido posible gracias a la disponibilidad del tratamiento, no ocurre igual en todo el mundo. En muchos países de menores ingresos numerosos afectados no tienen acceso a la medicación, además de sufrir diversas formas de discriminación y estigmatización; por ejemplo, aún hoy en China o India padecer epilepsia puede ser motivo para que al paciente se le prohiba casarse o se anule su matrimonio.

En estos lugares, la OMS estima que hasta tres cuartas partes de las personas que sufren epilepsia no reciben tratamiento adecuado, debido a la falta de medicamentos y personal médico y también porque los pacientes ocultan el trastorno para evitar el estigma.



DESPABILATE.COM PARTE DE LA FUENTE DEL ARTICULO
Si te gustó la PUBLICACIÓN por favor DEJA TU COMENTARIO desde tu cuenta de Facebook en el PIE DE LA PÁGINA!
Si queres estar INFORMADO de cada PUBLICACIÓN en DESPABILATE BLOG SUSCRIBETE!

SUGERIR UN POST EN DESPABILATE BLOG

Deja tus Comentarios desde tu cuenta de Facebook!