Skip to main content
search
MEDITACIONNEWS

Meditación en profundidad ¿Cuánto sabemos acerca de la meditación?

By enero 14th, 2022No Comments7 min read
La meditación dependiendo de la RELIGION Y CULTURA

¿Cuánto sabemos acerca de la meditación?

Se han realizado muchos estudios para ver cómo la meditación puede ser útil para una variedad de condiciones, como presión arterial alta, ciertos trastornos psicológicos y dolor. Varios estudios también han ayudado a los investigadores a aprender cómo podría funcionar la meditación y cómo afecta al cerebro.

¿Qué sabemos acerca de la eficacia de la meditación?

Algunas investigaciones sugieren que practicar la meditación puede reducir la presión arterial, los síntomas del síndrome del intestino irritable, la ansiedad, la depresión y el insomnio. La evidencia acerca de su efectividad para el dolor y como tratamiento para dejar de fumar es incierta.

¿Qué sabemos acerca de la seguridad de la meditación?

La meditación generalmente se considera segura para las personas sanas. Sin embargo, es posible que las personas con limitaciones físicas no puedan participar en ciertas prácticas meditativas que involucran movimiento.

¿Qué es la meditación?

La meditación tiene una larga historia de uso para aumentar la calma y la relajación física, mejorar el equilibrio psicológico, hacer frente a la enfermedad y mejorar la salud y el bienestar en general. Un nuevo informe basado en datos de la Encuesta Nacional de Entrevistas de Salud (NHIS) de 2017 encontró que el uso de la meditación por parte de los adultos estadounidenses en los últimos 12 meses se triplicó entre 2012 y 2017 (del 4,1 % al 14,2 %).

El uso de la meditación por parte de los niños estadounidenses (de 4 a 17 años) también aumentó significativamente (del 0,6 % en 2012 al 5,4 % en 2017).

Hay muchos tipos de meditación, pero la mayoría tiene cuatro elementos en común: un lugar tranquilo con la menor cantidad de distracciones posible; una postura específica y cómoda (sentado, acostado, caminando o en otras posiciones); un foco de atención (una palabra o conjunto de palabras especialmente elegido, un objeto o las sensaciones de la respiración); y una actitud abierta (dejar que las distracciones vayan y vengan naturalmente sin juzgarlas).

Lo que dice la ciencia sobre la eficacia de la meditación

Muchos estudios han investigado la meditación para diferentes afecciones y existe evidencia de que puede reducir la presión arterial, así como los síntomas del síndrome del intestino irritable y los brotes en personas que han tenido colitis ulcerosa. Puede aliviar los síntomas de ansiedad y depresión, y puede ayudar a las personas con insomnio.

  Argentina 1985 ESTRENO JUE, 29 SEPTIEMBRE "Algunas cadenas de cine se niegan"

Lea más sobre la meditación para estas condiciones:

Dolor

La investigación sobre la capacidad de la meditación para reducir el dolor ha producido resultados mixtos. Sin embargo, en algunos estudios, los científicos sugieren que la meditación activa ciertas áreas del cerebro en respuesta al dolor.

Un pequeño estudio de 2016 financiado en parte por el Centro Nacional para la Salud Complementaria e Integrativa (NCCIH, por sus siglas en inglés) encontró que la meditación consciente ayuda a controlar el dolor y no utiliza los opiáceos naturales del cerebro para hacerlo.

Esto sugiere que la combinación de la atención plena con analgésicos y otros enfoques que dependen de la actividad opioide del cerebro puede ser particularmente eficaz para reducir el dolor.

Los adultos de 20 a 70 años que tenían dolor lumbar crónico recibieron capacitación para la reducción del estrés basada en la atención plena (MBSR), terapia cognitivo-conductual (TCC) o atención habitual. Los participantes de MBSR y CBT tuvieron un nivel similar de mejora, y fue mayor que los que recibieron la atención habitual, incluso mucho después de que terminó la capacitación.

Los investigadores encontraron que los participantes en los grupos MBSR y CBT tuvieron una mayor mejoría en la limitación funcional y el dolor de espalda a las 26 y 52 semanas en comparación con los que recibieron la atención habitual. No hubo diferencias significativas en los resultados entre MBSR y CBT.

Para la presión arterial alta

Practicar la meditación puede ayudar con la angustia psicológica, la ansiedad, la depresión, la ira/hostilidad y la capacidad de afrontamiento.
Una revisión de la literatura y una declaración científica de la American Heart Association sugieren que la evidencia respalda el uso de la Meditación Trascendental (TM) para reducir la presión arterial.

Sin embargo, la revisión indica que no está claro si la MT es realmente superior a otras técnicas de meditación en términos de reducción de la presión arterial porque hay pocos estudios comparativos.

  Etiquetado de pensamientos como técnica de meditación de atención plena

Para el Síndrome del Intestino Irritable

Los pocos estudios que han analizado el entrenamiento de meditación de atención plena para el síndrome del intestino irritable (SII) no encontraron efectos claros, afirmó el Colegio Americano de Gastroenterología en un informe de 2014.

Pero los autores anotaron que dada la cantidad limitada de estudios, no pueden estar seguros de que el SII no ayude.

Una revisión de 2013 concluyó que el entrenamiento de atención plena mejoró el dolor y la calidad de vida de los pacientes con SII, pero no su depresión o ansiedad. La cantidad de mejora fue pequeña.

Para la colitis ulcerosa

En un estudio piloto de 2014, 55 adultos con colitis ulcerosa en remisión se dividieron en dos grupos. Durante 8 semanas, un grupo aprendió y practicó la reducción del estrés basada en la atención plena (MBSR), mientras que el otro grupo practicó un procedimiento de placebo.

Seis y doce meses después, no hubo diferencias significativas entre los dos grupos en el curso de la enfermedad, los marcadores de inflamación o cualquier medida psicológica excepto el estrés percibido durante los brotes. Los investigadores concluyeron que MBSR podría ayudar a las personas en remisión de una enfermedad de moderada a moderadamente grave, y tal vez reducir las tasas de brotes de estrés.

Para la ansiedad, la depresión y el insomnio

Una revisión de la literatura de 2014 de 47 ensayos en 3515 participantes sugiere que los programas de meditación de atención plena muestran evidencia moderada de mejorar la ansiedad y la depresión. Pero los investigadores no encontraron evidencia de que la meditación cambiara los comportamientos relacionados con la salud afectados por el estrés, como el abuso de sustancias y el sueño.

Para dejar de fumar

Los resultados de 13 estudios de intervenciones basadas en la atención plena para dejar de fumar arrojaron resultados prometedores con respecto al ansia de fumar, el abandono del hábito de fumar y la prevención de recaídas, según encontró una revisión de investigación de 2015. Sin embargo, los estudios tenían muchas limitaciones.

  ¿Qué es el desapego emocional? Causas y Experiencias

Los hallazgos de una revisión de 2013 sugieren que las terapias basadas en la meditación pueden ayudar a las personas a dejar de fumar; sin embargo, el escaso número de estudios disponibles es insuficiente para determinar con rigor si la meditación es efectiva para ello.

Un ensayo de 2011 que comparó el entrenamiento de atención plena con un tratamiento conductual estándar para dejar de fumar encontró que las personas que recibieron entrenamiento de atención plena mostraron una mayor tasa de reducción en el consumo de cigarrillos inmediatamente después del tratamiento y a las 17 semanas de seguimiento.

Los resultados de un estudio de imágenes cerebrales de 2013 sugieren que la atención consciente redujo el deseo de fumar y también redujo la actividad en una región del cerebro relacionada con el deseo.

Sin embargo, en un segundo estudio de imágenes cerebrales de 2013, los investigadores observaron que un curso de meditación de 2 semanas (5 horas en total) redujo significativamente el tabaquismo, en comparación con el entrenamiento de relajación, y que aumentó la actividad en áreas del cerebro asociadas con el ansia.

La meditación y el cerebro

Algunas investigaciones sugieren que la meditación puede cambiar físicamente el cerebro y el cuerpo y podría ayudar potencialmente a mejorar muchos problemas de salud y promover comportamientos saludables.

Lo que dice la ciencia sobre la seguridad y los efectos secundarios de la meditación

La meditación generalmente se considera segura para las personas sanas.

Es posible que las personas con limitaciones físicas no puedan participar en ciertas prácticas de meditación que involucran movimiento. Las personas con condiciones de salud física deben hablar con sus proveedores de atención médica antes de comenzar una práctica de meditación y hacer que su instructor de meditación sea consciente de su condición.

Ha habido informes raros de que la meditación podría causar o empeorar los síntomas en personas con ciertos problemas psiquiátricos como ansiedad y depresión. Las personas con condiciones de salud mental existentes deben hablar con sus proveedores de atención médica antes de comenzar una práctica de meditación y hacer que su instructor de meditación sea consciente de su condición.

Close Menu