RSS NOTICIAS DE DIFERENTES PORTALES

Javier Sinay: “Viajar es un modo de conocer y quitarnos velos” – Télam

Publicado por 12 marzo, 2019
 En el MENU puede cambiar de IDIOMA - In the MENU you can change the LANGUAGE
5c87b170a4773 400x225 - Javier Sinay: "Viajar es un modo de conocer y quitarnos velos" - Télam
Aquello de “todo lo sólido se desvanece el aire” que pregonaba Karl Marx empezó a tomar cuerpo en la vida de Sinay en el verano de 2016, cuando su novia Higashi consiguió una beca en la ciudad japonesa de Kioto que los mantendría alejados durante un año y, poco después, él perdió su trabajo como corresponsal de un diario mexicano: su vida apacible y organizada se había disuelto en cuestión de semanas.

Pero eso que al principio irrumpió como un contratiempo molesto fue finalmente el comienzo de un proyecto movilizante que culminaría en el reencuentro con su chica en Japón después de un itinerario por España, Belarús, Rusia, China, Mongolia y otros tantos países que refutarían dogmas y estereotipos en torno a sí mismo pero también respecto a lugares que creía conocer a través de películas o noticias.

“El verdadero mundo, el que se puede pisar, es un territorio muy diferente al que damos por hecho o al que hemos imaginado: está lleno de recovecos, y en cada recoveco hay una oportunidad, una historia y una revelación”, suelta el autor de “Sangre joven” y “Los crímenes de Moisés Ville” al comienzo de la larga crónica que compone un relato trasnacional sobre lo complejo que es el rango que va desde el amor al desamor.

Te pude interesar:  El Calafate tiene un 80% de ocupación hotelera por la Fiesta Nacional del Lago Argentino - Télam

“En mi indagación sobre el amor, lo que no podía quedar afuera eran los otros planetas que componen este universo: amor sí, pero también desamor, compañía, soledad y sexualidad. El amor, para mí, es todo eso: un conjunto de acercamientos y tensiones entre personas, vínculos muy profundos o a veces repentinos y explosivos, y el movimiento pendular que va de un extremo al otro”, destaca Sinay a Télam.

– Télam: Decís al comienzo del libro que no se viaja en busca de respuestas sino de preguntas más adecuadas ¿Cuáles serían los alcances de esa noción?

– Javier Sinay: Viajar es un modo de conocer y de quitarnos algunos velos de ignorancia o de prejuicio. Por eso podemos preguntar mejor sobre nosotros, sobre nuestro hogar, sobre el mundo, sobre los otros. Viajamos y aprendemos, y al aprender surgen más preguntas y queremos seguir aprendiendo, como si fuera un círculo virtuoso.

– T: ¿Por qué el amor ha sido abordado desde ciertos consumos culturales ligados a la banalidad o al chisme y ha sido tan relegado por el periodismo “serio”?

– J.S.: Seguramente tiene que ver con que los diarios y la prensa comenzaron su misión informando sobre el comercio, la economía, el poder y la política. Hizo falta la mixtura con la literatura para que el periodismo pudiera abrir su campo de interés y preguntar y reflexionar sobre el amor y otros asuntos sensibles. Al género periodístico policial le pasó algo parecido: durante mucho tiempo fue relegado a un lugar secundario y, sin embargo, cualquier página de policiales viene cargada con más historias humanas que el resto del diario.

Te pude interesar:  Un Charly García luminoso volvió a presentar "La Torre de Tesla" - Télam

– T: En el libro hay algo que tiene tanta gravitación como la cuestión del amor y es la incidencia del azar y lo fortuito: el propio libro es el resultado de hecho de una coyuntura azarosa con la beca de Higashi y tu pérdida del trabajo.

– J.S.: Me fascina la pregunta por el azar, la decisión y el destino. Es cierto que el libro es el resultado de una coyuntura azarosa, pero no creo que, de una manera tan fácil, el componente fortuito pueda desequilibrar dogmas sostenidos por años. Hay que estar seguro de lo que uno quiere (y de lo que uno no quiere: quizás esto sea más importante) para que el azar no lo lleve a cualquier lado. Cuando el diario mexicano prescindió de mi trabajo, yo podría haber iniciado un plan de economía de guerra y haber descartado el viaje a Japón. Pero no lo hice porque estaba seguro, en ese momento, de que no quería limitarme a eso. Hubo una decisión que se impuso al azar: salir de viaje, generar movimiento. Igual, es cierto que las cosas se dan de un modo misterioso y a veces vencen nuestra voluntad.

Te pude interesar:  La actualidad literaria y editorial latinoamericana llega al Festival leer de San Isidro - Télam


DESPABILATE.COM PARTE DE LA FUENTE DEL ARTICULO
Si te gustó la PUBLICACIÓN por favor DEJA TU COMENTARIO desde tu cuenta de Facebook en el PIE DE LA PÁGINA!
Si queres estar INFORMADO de cada PUBLICACIÓN en DESPABILATE BLOG SUSCRIBETE!

SUGERIR UN POST EN DESPABILATE BLOG

Deja tus Comentarios desde tu cuenta de Facebook! VALORA ESTA PUBLICACIÓN CON ESTRELLAS