Skip to main content
MEXICO ⭐⭐⭐⭐⭐

Fiscalía de la Corte Penal Internacional pide la detención de Netanyahu


Khan informó que había solicitado una orden de detención contra el ministro de Defensa israelí, Yoav Gallant, así como contra Netanyahu. Ambos han supervisado la ofensiva israelí contra Hamás en Gaza desde el mortífero ataque del grupo militante palestino contra Israel el 7 de octubre.

La CPI va también contra el líder de Hamás

Además, pidió la detención contra Yahya Sinwar, jefe de Hamás; Mohammed Al-Masri, comandante en jefe del ala militar de Hamás, conocido como Deif; e Ismail Haniyeh, jefe de la Comisión Política de Hamás.

Un grupo de jueces de instrucción deberá determinar si las pruebas respaldan las órdenes de detención. Sin embargo, el tribunal carece de medios para ejecutarlas y su investigación sobre la guerra de Gaza cuenta desde hace tiempo con la oposición de Estados Unidos e Israel.

Israel y los dirigentes palestinos han rechazado las acusaciones de que hayan cometido crímenes de guerra.

«Ahora, más que nunca, debemos demostrar colectivamente que el derecho internacional humanitario, la base fundamental de la conducta humana durante los conflictos, se aplica a todas las personas y se aplica por igual a todas las situaciones de las que se ocupan mi oficina y el tribunal», dijo Khan.

«Así es como demostraremos, de forma tangible, que las vidas de todos los seres humanos tienen el mismo valor», agregó.

Crímenes de guerra

El fiscal acusa a Netanyahu y Gallant de ser responsables de matar de hambre a civiles como método de guerra, causar intencionadamente grandes sufrimientos y matar o asesinar deliberadamente como crimen de guerra.

A los dirigentes de Hamás se les acusa de ser responsables de crímenes como exterminio y asesinato, toma de rehenes, tortura, violación y otros actos de violencia sexual.

Varios ministros israelíes y representantes palestinos criticaron las medidas del fiscal.

«Establecer paralelismos entre los dirigentes de un país democrático decidido a defenderse del despreciable terror y los dirigentes de una organización terrorista sedienta de sangre (Hamás) es una profunda distorsión de la justicia y una flagrante bancarrota moral», dijo el ministro israelí del gabinete de guerra, Benny Gantz.

Sami Abu Zuhri, alto cargo de Hamás, afirmó que la decisión del fiscal de solicitar órdenes de detención contra los tres dirigentes de Hamás «equipara a la víctima con el verdugo».

La CPI es el primer tribunal internacional permanente del mundo para crímenes de guerra. Sus 124 Estados miembros están obligados a detener inmediatamente a las personas buscadas si se encuentran en su territorio, pero el tribunal no dispone de medios para hacer cumplir las órdenes de detención.

Israel y su principal aliado, Estados Unidos, no son miembros de la CPI, tampoco lo son China y Rusia.

Al menos 35,000 palestinos han muerto en la guerra de Gaza, según el Ministerio de Sanidad del enclave, y las agencias de ayuda han advertido también del hambre generalizada y la grave escasez de combustible y suministros médicos.

Unas 1,200 personas murieron y más de 250 fueron tomadas como rehenes en los ataques del 7 de octubre a Israel dirigidos por Hamás, según los recuentos israelíes.


MAS NOTICIAS EN YOUTUBE