En Nueva York los muertos bajaron a 226 diarios y en Florida aumentaron a 1.715

En Nueva York los muertos bajaron a 226 diarios y en Florida aumentaron a 1.715

Un tercio de los más de 78.000 muertos por coronavirus registrados en Estados Unidos se produjeron en geriátricos, según un recuento privado, que encastra con el dato de que en el estado de Florida, donde hay una gran cantidad de estas residencias, en las últimas 24 horas se contabilizaron 40.001 nuevos casos y 1.715 muertos.

El diario New York Times, que lleva su propio recuento de víctimas de virus Covid-19, publicó hoy que 25.600 personas entre residentes y trabajadores en centros dedicados a las personas mayores murieron desde el brote de la pandemia en Estados Unidos.

La información agrega que más de 143.000 personas fueron contagiadas en unos 7.500 centros en todo el territorio nacional. ESTADOS UNIDOS

En Florida los casos confirmados de Covid-19 continúan en aumento, los mismo que el número de fallecidos por la enfermedad, que este sábado marcó la cifra de 40.001 y 1.715, respectivamente. Las residencias de ancianos permanecen en un punto crítico de contagio por la pandemia.

En 24 horas, los casos del coronavirus SARS-CoV-2 sumaron 802 nuevos en Florida, y las muertes aumentaron en 46, según datos del Departamento de Salud estatal, citados por EFE.

Al menos 13 residentes del Centro de Convalecencia The Manor Pines, en la ciudad de Wilton Manors, murieron por complicaciones con la Covid-19 en la última semana según informaron funcionarios estatales.

De acuerdo con el más reciente informe semanal del Departamento de Salud de Florida, 72 casos de coronavirus en el estado están vinculados a The Manor Pines, incluidos 48 residentes y 24 empleados.

Otro centro geriátrico que reporta un aumento de víctimas en los últimos días es Claridge House, en el condado de Miami-Dade, donde las muertes por coronavirus aumentaron de 5 a 11 en una semana.

Las autoridades también informaron que 47 casos de coronavirus en el estado están vinculados a esta última residencia de ancianos del norte de Miami, incluidos 28 internos y 19 empleados.

El asilo de ancianos Seminole Pavilion Rehabilitation and Nursing Services, en el condado de Pinellas, reporta la mayoría de las muertes en el estado con 23. De estas, 22 han sido de residentes de la tercera edad y una de un personal de servicio.

Hasta la fecha, los pacientes y el personal de hogares de ancianos, centros de vida asistida y otros proveedores de atención a largo plazo han contabilizado cuatro de cada 10 muertes en el estado por Covid-19, según el informe.

Los datos más recientes de la Secretaria de Salud de Florida detallan que en estos centros han muerto 665 personas, entre residentes y personal que los asiste.

A pesar de estos números, el gobernador de Florida, Ron DeSantis, decidió que el próximo lunes reabra el condado de Palm Beach, uno de los tres más afectados por la pandemia, mientras que Miami-Dade, con la mayor cantidad de casos y muertes (13.841 y 482) espera abrir de forma tentativa algunos negocios, incluidos restaurantes, a partir del 18 de mayo.

En el estado de Nueva York, que se mantiene como epicentro de la pandemia con más de 330.000 casos, el gobernador Andrew Cuomo, confirmó hoy que en las últimas 24 horas hubo 226 nuevos fallecidos por coronavirus, la cifra más baja de los últimos cinco días.

El número de nuevos contagios hospitalizados en Nueva York fue de 572, informó Cuomo, en lo que supone un nuevo descenso del ritmo diario de ingresos.

En términos generales y de acuerdo con el balance actualizado de la universidad Johns Hopkins, un total de 26.243 personas murieron en Estados Unidos y 71.679 han sido hospitalizadas desde la declaración de la pandemia.

En este contexto, 22 iglesias de los barrios de Nueva York más afectados por el COVID-19 empezarán a hacer análisis del coronavirus a partir del próximo 12 de mayo, como parte de una campaña para aumentar las pruebas en las comunidades afroamericana y latinoamericana, las más afectadas por la pandemia.

La mayoría de las 22 iglesias están ubicadas en los barrios de El Bronx, Brooklyn y Queens estos templos recogerán las pruebas, que serán analizadas por la compañía sanitaria «Northwell Health», anunció hoy Cuomo.

Se trata de 22 sitios temporales, que permanecerán abiertos entre el 12 y el 23 de mayo, en zonas pobres y con predominancia de minorías negra y latinoamericana.

El senador Hakeem Jeffries, uno de los líderes de la iniciativa, subrayó que las iglesias y los lugares de culto siempre «han estado ahí» para ayudar a las comunidades y llegar a la población que necesita ser contactada.

Parte de esta NOTICIA es de TELAM, VER FUENTE